viernes, diciembre 23, 2016

LA NEGACIÓN DE LA VEJEZ Y LA MUERTE

Yo creo en la verdadera libertad, y ello implica ser libre para tener pensamientos y exponerlos aunque puedan ser considerados locuras p... thumbnail 1 summary


Yo creo en la verdadera libertad, y ello implica ser libre para tener pensamientos y exponerlos aunque puedan ser considerados locuras por los demás.




En ese sentido, muchas veces me planteé los temas de la muerte y la vejez como una negación. Ya sé que pensarán que estoy hablando tonterías, pero creo que si existe el libre albedrío uno tendría la libertad de pensar por ejemplo lo siguiente:

¡ Dios mío ! me niego a la muerte, quiero vivir por siempre. Ahora que estoy aquí no me pidas que acepte pasivamente la idea de dejar la realidad que vivo, deja que yo insista en vivir por siempre, aunque no sepa “el cómo” . Quiero que sepas, que no aceptaré morir sin luchar.

Quiero que sepas que si me tengo que ir algún día , será en contra de mi voluntad. Que no digo y diré simplemente: es la ley de la vida y ya. Y no tiene nada que ver con revelarme ante Ti, me revelo ante la muerte porque es mi derecho. Lo digo ahora que estoy sano, sé que en una cama de hospital, con una enfermedad terrible y dolores intensos -como lamentablemente sufre mucha gente -probablemente en ese momento prefiera morir, pero esa persona no sería yo. “Yo soy” en mi autentico estado, el que escribe ahora, el que está sano física y mentalmente como condición natural e inherente de mi ser.

Lo que digo es menos inconcebible si me refiero a la vejez, aunque seguirá siendo una locura para la mayoría de las personas. Por ejemplo en el caso de la vejez he desarrollado la idea de que es un “error del intelecto” algo que seguramente muchos han escuchado o leído. 

Si me niego a la muerte, con mucha más razón me niego a la vejez, la idea predominante debe ser pues, pensar en ser siempre joven, sano, vigoroso, verse así , asumirse así y seguir insistiendo en ello con perseverancia. 

En algún momento se conoce pero no se sabe “ el por qué” las células dejan de renovarse y empieza ese proceso de “desgaste” aun siendo el ADN indestructible. El principal elemento para envejecer es asimilar la idea de la vejez , es decir esa información genética que desde que nacemos está en cada una de nuestras células. Pero esa información genética son pensamientos y del control que se tenga de dichos pensamientos depende el atenuar ese proceso impidiendo que un ser humano viejo entre en nosotros.

Volviendo al tema de la muerte, la mayoría prefiere olvidar el tema y no lo asimilan racionalmente hasta que no sienten la cercanía de ese momento; sea por enfermedad, por una edad muy avanzada o por estar expuesto a un peligro inminente . En esas circunstancias mencionadas recién piensan más profundamente en ello, antes no lo hacen porque no quieren ensombrecer la vida que tienen por delante y eso es comprensible , claro. 

Y en el caso de la vejez tampoco piensan en eso, simplemente esperan a que suceda, lo malo de ello es que esa simple aceptación; corta toda posibilidad de atenuar la vejez y por ende la cercanía de la muerte.

Pero ¿adónde quiero llegar con esto que digo?. Pues al hecho de entender que nuestro mundo es mental y si nosotros desde ahora renovamos con perseverancia nuestra información genética con la idea de la juventud, de la salud, del vigor instaurando fuertemente dichas ideas en un proceso de entrega, podemos incidir en retrasar el proceso de envejecimiento, asimismo si lo aplicamos con respecto a la muerte tendremos una fuerte tendencia a la seguridad y nos cargaremos de un aura positiva que nos va a proteger de accidentes, que nos va a hacer más inmunes a enfermedades y al mencionado proceso de envejecimiento, que en un sentido general no es más que el preámbulo de la muerte.

No es que no acepte la vejez y la muerte como algo real, ha sucedido siempre, lo sé. Lo que planteo es utilizar nuestra maravillosa mente para vivir mejor, y si apunto a esa idea -combinación de mente y eternidad- es por que pienso que así podré vivir mucho más y mejor. Es apuntar al cielo y darle a un águila y no apuntar al águila y darle a una roca.


MARDAM



2 comentarios

mirvil dijo...

Muy lindo tu escrito y comparto plenamente que la vejez es una cuestion de decision de cad uno.

death-pipo dijo...

MEMENTO MORI buen filòsofo, esclavos de la vida y la muerte... excelente tema