TAUROMAQUIA, LA BARBARIE DISFRAZADA DE ARTE - MENTE FILOSOFICA

Latest

jueves, 8 de noviembre de 2007

TAUROMAQUIA, LA BARBARIE DISFRAZADA DE ARTE


Salen los defensores de la llamada fiesta “brava” a poner el grito en el cielo de por qué se ataca tanto a una expresión de cultura según ellos. Hasta los considerados más cultos en nuestra sociedad limeña como es el caso de Marco Aurelio Denegri, no pueden escapar del gusto por las crueles corridas de toros. A propósito decía Denegri hace un tiempo algo como esto: “esta es una cuestión fáctica, de hecho, no está bien ni mal simplemente es, forma parte de nuestra cultura”. Otros más caraduras como ciertos personajes de la farándula que les gusta exhibirse en lugares públicos sostienen que los que estamos en contra de las corridas de toros, si protegemos tanto a los animales, entonces no deberíamos comer carne, piensan que ese es un argumento válido para callarnos la boca, y nada más lejos de la realidad.

Particularmente, si por mí fuera preferiría no sacrificar a ningún animal para alimentarnos, no obstante lo que si es una cuestión “de hecho” válida es que los seres humanos llevamos siglos alimentándonos de la proteína animal, nos es necesaria para nuestro desarrollo. Si hay que utilizar el recurso animal para nuestra nutrición y lamentablemente debemos sacrificar animales para ello, es algo que a los que queremos a los animales no nos debe hacer gracia, pero es una cuestión de necesidad y que no tiene porque implicar crueldad.

Muy distinto es, sacrificar animales por diversión y haciendo todo un espectáculo en el que lentamente se mata al animal clavándole banderillas, incrustándole la lanza hasta debilitarlo haciéndole perder sangre y finalmente esperar que el “valiente matador” le clave la espada al terminar la faena.

Un actorcillo de cuarta defensor de esta barbarie decía una vez mientras se alistaba para ir a la Plaza de Acho en Lima, que los toros estaban hechos para este tipo de cosas, que eran animales preparados para enfrentar la muerte y que éramos unos exagerados los que nos oponíamos a este tipo de eventos. Pues un tal Baldomero, se llamaba el tipo, en Lima seguro que alguien sabrá de quien se trata, pues no creo que le conozcan más allá de las fronteras.

En el mes de octubre es tradicional en Lima, las corridas de la llamada feria del “Señor de los Milagros”; no creo que a Jesús le guste que su nombre este asociado con tamaña salvajada. Porque en realidad todos los que disfrutan de ese espectáculo en el mejor de los casos es debido a que no han podido desprenderse de su estúpida mentalidad tradicionalmente primitiva, una de las peores herencias de la conquista española.

En esos eventos puedes ver como hay gente que se siente muy importante y como se dice aquí fashion, niñas de la alta sociedad que se creen muy finas, políticos con aires de grandes señores, personajes que se sienten orgullosos de lo conocedores que son del tema que dicen es un “arte”, etc.
Pobres bobos, seguro estoy que nadie que guste de ese tipo de actividades podrá jamás desarrollar su mente. En MENTE FILOSÓFICA, una de las palabras que más queremos resaltar es la “empatía”, un término que se extiende más allá de las relaciones interpersonales, es decir, que puede incluso aplicarse al entendimiento por el dolor de otros seres vivos. Por si no lo saben, los bobalicones aficionados a las corridas de toros, los animales también sienten, sufren, el hecho que no puedan racionalizar sobre su vida y futuro no significa que se pueda abusar de ellos sin compasión, ellos también son importantes para Dios.

El torero es consciente del peligro al que se expone, lo hace por su propia voluntad, si algo le sucede él será consciente de que algo así podía suceder, pero el toro no tiene elección, debe aceptar que su fiereza sea castigada con la tortura que poco a poco irá apagando su vida.

4 comentarios:

  1. LAS CORRIDAS DE TOROS SON UNA DE LAS PEORES TRADICIONES QUE NOS DEJARON LOS ESPAÑOLES SIN EMBARGO NO CREO QUE LA GENTE QUE GUSTA DE LAS CORRIDAS SEAN EN GENERAL MALAS PERSONAS; SINO EQUIVOCADAS

    ANA

    ResponderEliminar
  2. SON UNA FIESTA DE BARBARIE Y EN LA CUAL MUCHAS DE LAS PERSONAS QUE ALLI ACUDEN SOLO LO HACEN PORQUE CONSIDERAN QUE LES DA UN NIVEL SOCIAL. SIN EMBARFGO DISFRUTAR DEL SACRIFICIO Y TORTURA DE UN ANIMAL ES REALMENTE LAMENTABLE. QUIZA MUCHOS DESPUES DE ALLI ACUDIRAN A MISA TODOS CAMPANTES PARA PEDIR SU BENDICION. ESO ES SER BIEN CARADURA. OJALA TUVIERAN AL MENOS EL SUEÑO DE SER ELLOS UN TORO Y QUE LUEGO LOS SUELTEN EN UNA PLAZA. AVER SI A ESO LE LLAMAN ARTE

    ResponderEliminar
  3. NO ENTIENDO LAS PERSONAS QUE LE SGUSTA LA SANGRE PERO DE VERDAD LE SDIGO QUE USTEDES NO LES GUSTARIA PERDER SU MASCOTA DE UNA MANERA PARECIDA Y SI LES PARECE DIVERTIDO O MAS BIEN QUE ES UN ARTE PUES SU MASCOTA ESTARA FELIZ DE QUE LA MATEN LENTAMENTE IMAGINESE LO DIVERTIDO QUE PUEDE SER

    ResponderEliminar
  4. En el Perú y en muchos otros países la crueldad hacia los animales está prohibida , pero realmente estamos en contra de las corridas de toros no necesariamente pq las leyes nos lo indican sino que nuestra ética nos indica que ello es una costumbre negativa .

    ResponderEliminar